¿Qué es el espiritismo?

Desde hace mucho tiempo, se ha utilizado la práctica del espiritismo, como la forma directa para comunicarnos con seres de otra dimensión, siendo catalogada como una técnica indebida y hasta muchas veces asociadas a prácticas satánicas u oscuras. Hay muchas dudas respecto a estas prácticas, pero de lo que si se está seguro, es que existe un mundo más allá de lo terrenal y dichas personas aseguran poder establecer ese puente.

El espiritismo como doctrina

Este es un tema que ha causado mucha controversia, puesto que es evidenciado por fenómenos paranormales. Estos, debido al gran escepticismo que se maneja en la vida común, se vuelven muy difíciles de creer. Dicha doctrina fue puesta en práctica, gracias a las decodificaciones del francés Allan Kardec, quien tenía como misión descubrir los pasajes ocultos en los grandes libros de espiritismos.

Esta doctrina se maneja desde a mediados del siglo XIX, donde era muy común realizar encuentros paranormales con personas ya fallecidas. Con las que, se podía tener una comunicación directa utilizando como intermediario a un médium.

Médium como puente entre ambas dimensiones

En lo que refiere a los médiums, estas personas son conocidas como aquellas que logran establecer una comunicación fuera del ámbito terrenal con el espíritu de un cuerpo fallecido. La forma en como se hace esta comunicación es muy variada, ya que muchos afirman necesitar de una preparación, así como existen otros que dicen obtener una comunicación espontánea. Esta última es considerada la forma comercial, por lo que su veracidad no es tan acertada.

Ouija
Ouija

Los médiums así como han construido su fama también han creado mala reputación. Esto es debido, a la cantidad de personas que han sido engañadas por falsos espiritistas, que se aprovechan del dolor de la pérdida de un ser querido.

Una organización establecida

Las comunidades espiritistas han ido tomando parte importante en nuestra sociedad. Aunque en muchas partes, estas técnicas sean consideradas como satanismo u ocultismo, hay quienes creen que es la terapia perfecta para sanar al alma. A pesar de que no se puede ver al fallecido, se puede establecer una comunicación con él, ya que esto en la mayoría de los casos ayuda a cerrar un ciclo para poder continuar con nuestra vida.

Esta práctica del espiritismo ha conseguido congregar a tantas personas, que se han creado centros de estudios para impartir sus enseñanzas, siendo América Latina una de las más grandes capitales de este movimiento. Europa y África, también son grandes lugares donde se practica el espiritismo.

El espiritismo hoy en día

Esta práctica ancestral está tan arraigada en nuestra esencia como humanidad, que se ha visto una creciente evolución relacionada a su forma de estudio y en su práctica. El espiritismo ha ido evolucionando con el pasar de los años, adoptando las diferentes costumbres de las culturas donde se practica.

Uno de los focos mundialmente reconocido es el de Brasil, donde se puede contabilizar un total de 3 millones de practicantes de este mundo de las artes místicas. Convirtiéndose en el lugar favorito tanto por propios como extraños, que añoran la posibilidad de entablar una comunicación con seres queridos que ya no son parte del mundo de los vivos.